En el marco de la celebración del Día del Niño, Grupo Jaremar benefició a 4,184 alumnos de 33 Centros Educativos ubicados en su zona de influencia en la región norte y atlántica del país, al donarles galletas Riki Tiki y dulces, además gracias a la alianza con CEPUDO y Food for the Poor fue posible obsequiarles juguetes y una importante dotación de granos básicos, contribuyendo así a la seguridad alimentaria de su núcleo familiar.

Cada escuela realizó las entregas de manera ordenada, implementando todas las medidas de bioseguridad establecidas para garantizar que cada infante recibiera su respectiva donación logrando así, ver dibujada una sonrisa a través de sus ojos.

Elena Mendez, Directora del Centro de Educación Básica María Antonieta Botto de Villanueva Cortés, expresó: “En nombre de los 33 centros beneficiados agradecemos a Grupo Jaremar por su donación, para nosotros no solo se trata de una ayuda alimentaria, en realidad es algo mas profundo, su apoyo fortalece valores como la solidaridad, la generosidad y  la empatía.”

La Licenciada Sonia Mejía, Gerente Corporativo de Responsabilidad Social Empresarial y Comunicaciones de Grupo Jaremar, destacó: “Nos llena de alegría poder aportar un rayo de luz en esta fecha tan importante al presente y futuro de la humanidad: ¡Nuestros niños!, siendo así consistentes con nuestro principio de solidaridad y compromiso de contribuir al desarrollo de Honduras.”

    

Equipo de maestros de la Escuela José Cecilio del Valle en Villanueva, Cortés.