Mensaje del Presidente

Prácticas Laborales Socialmente Responsables para Fomentar la Justicia Social

Por Jacobo Kattan: Presidente de la Junta Directiva de FUNDAHRSE


La ISO 26000 de Responsabilidad Social incluye entre las siete materias fundamentales   las prácticas laborales, considerando que una de las principales contribuciones de las empresas a la sociedad se fundamenta en la creación de puestos de trabajo, salarios y otras compensaciones. Esta norma estimula el pleno empleo y el empleo seguro y cita que la ausencia de estos constituye una causa de los problemas sociales.

En FUNDAHRSE promovemos a través de los siete ejes de la RSE, los cuales son usados para la autoevaluación de las empresas, la responsabilidad con el público interno lo que conlleva a las empresas a tratar a su capital humano como un público interesado primario y clave para la sostenibilidad del negocio.

La norma ISO 26000 establece que los trabajadores no deberían ser tratados  como un factor de producción y que no pueden estar sujetos a las mismas fuerzas del mercado. Esto incluye el derecho de cada persona a ganarse la vida con un trabajo escogido libremente, y el derecho a condiciones laborales justas y favorables.

Si bien es cierto las empresas son las responsable de cumplir con lo antes descrito, la ISO 26000 establece que la principal responsabilidad de asegurar un tratamiento justo y equitativo de los trabajadores corresponde a los gobiernos. Para que lo  logren propone que las legislaciones o leyes sean coherente con la Declaración Universal de Derechos Humanos y con las normas laborales de la OIT aplicables; haciendo cumplir esa legislación incluso a través del desarrollo y la financiación de sistemas nacionales de inspección laboral; y asegurándose que los trabajadores y las organizaciones tengan el acceso necesario a la justicia. Las legislaciones y prácticas laborales variarán de un país a otro.

Para avanzar  en el cumplimiento de las practicas responsables FUNDAHRSE ofrece a sus empresas miembros capacitaciones permanentes, herramientas de medición y auditorias de cumplimiento social que les permite a conocer los riesgos y oportunidades con  el publico interno.

La ISO 26000 estimula a las organizaciones para que actúen  conforme a los principios que subyacen en esos instrumentos internacionales y es explicita al decir que los lugares donde la ley sea adecuada, una organización debería actuar conforme a la ley, aún si la capacidad del gobierno de hacer cumplir la ley es inadecuada.

La responsabilidad laboral es una materia bastante amplia, contempla entre otros aspectos, seguridad e higiene ocupacional,  trato justo, labor desempeñada a cambio de una compensación justa, cumplimiento de la ley, mitigación de los impactos negativos por el cierre de empresas, igualdad de oportunidades, el establecimiento de obligaciones contractuales con proveedores y subcontratistas; realización de visitas e inspecciones no anunciadas; y el ejercicio de la debida diligencia en la supervisión de contratistas e intermediarios para verificar si estos cumplen con un código de prácticas laborales, coherente con la Declaración Universal de Derechos Humanos y con los principios que subyacen en las normas laborales de la OIT aplicables.

Las empresas que practican la responsabilidad laboral contribuyen de manera directa a fomentar el desarrollo económico de los trabajadores, esto promueve la justicia social porque ayuda a disminuir la iniquidad y las desigualdades que generan entre otras cosas violencia y enfrentamientos sociales.

Jacobo Kattan

Presidente