La Fundación Hondureña de Responsabilidad Social Empresarial (FUNDAHRSE) entregó a Cargill de Honduras por catorceavo año consecutivo el Sello de Empresa Socialmente Responsable (RSE 2020) por su continuo apoyo al desarrollo sostenible del país, su compromiso con el bienestar de sus colaboradores, proveedores, clientes y consumidores, además de contribuir con la nutrición y educación de las comunidades de Honduras. La RSE de Cargill no sólo impacta a cientos de miles de hondureños, cerca de 1 millón de mascotas se ven beneficiadas con campañas de vacunación y otras de bienestar animal.

El sello de RSE es el máximo galardón en materia de responsabilidad social empresarial en nuestro país, y exalta a las empresas por sus esfuerzos en pro de las comunidades hondureñas y cumplimiento de los Objetivos del Desarrollo Sostenible y la Agenda 2030. Para Cargill de Honduras esto refuerza el compromiso con su propósito de nutrir al mundo de manera segura, responsable y sostenible. El galardón lo recibió Liliana Barahona, Coordinadora de RSE Cargill Honduras y Guatemala.

Recibir este reconocimiento por catorceava ocasión es algo que nos enorgullece, reconocemos que el camino a la sostenibilidad es un deber común y ratificamos nuestro compromiso como organización a empujar y promover la prosperidad del país. En este año hemos sumado y multiplicado acciones para apoyar y promover ayuda en beneficio de los afectados por el paso de los huracanes ETA e IOTA, destinando US$300 mil como fondo de ayuda para atender la emergencia en Honduras, mientras que nuestras acciones para mitigar el impacto de la crisis COVID-19 en el país suman US$233 mil”, comentó Liliana Barahona, Coordinadora de RSE Cargill Honduras y Guatemala.

Más allá de los recursos económicos, la RSE es parte de la cultura organizacional de Cargill y su gente participa y lidera de forma activa proyectos de desarrollo comunitario, aportando unas 4800 horas de servicio voluntario y recolectando alrededor de $49,300 en aportaciones para invertir en proyectos de mejora.

Farid Kattum, Gerente General de Cargill Proteína Latinoamérica para Honduras y Guatemala comentó: “Este reconocimiento es también para todos nuestros colaboradores, quienes forman parte fundamental de nuestra RSE, compartiendo su tiempo, talento y compromiso en los programas de voluntariado. Hoy en día, más del 80% de nuestros colaboradores participan en nuestros programas aportando y demostrando que el involucramiento de todos es fundamental para lograr los objetivos”.

Por su parte, Tania Rojas, Directora Ejecutiva de Cargill Nutrición Animal: “Para Cargill, es fundamental el trabajo que realiza con distintos aliados locales y globales, por esto trabajamos de la mano con CARE, PMA, USAID, BANCO DE ALIMENTOS, WORLD CENTRAL KITCHEN, gobiernos locales y central, entre otros, para nutrir a las comunidades donde tenemos presencia. La prioridad es asegurar el acceso a los sistemas de alimentación y de esta forma brindar ayuda a las comunidades más vulnerables reafirmando así nuestro propósito de nutrir al mundo de manera segura, responsable y sostenible.

    

Liliana Barahona de Cargill recibiendo el Sello Fundahrse de ESR 2020.