LOGO-LUFUSA

El grupo empresarial Luz y Fuerza San Lorenzo, S.A. (Lufussa), se solidariza con más de 10 mil hondureños llevando agua en sus tanques a diferentes comunidades de Pavana, Choluteca y el municipio de San Lorenzo, Valle.

“Como parte de su responsabilidad social empresarial, Lufussa entrega semanalmente 47,500 galones de agua a la municipalidad de San Lorenzo”, relató el alcalde de esa comunidad, Tomás Escalante Castillo. Esta cantidad de agua beneficia a más de 10 mil personas de 5 barrios de San Lorenzo, que tienen problemas de abastecimiento.

El vital líquido se extrae del pozo La Caucara, ubicado en los terrenos de la empresa Lufussa, entre las comunidades de Pavana, Choluteca, y el municipio de San Lorenzo, Valle. “Es de destacar que ejecutivos de Lufussa hacen esta actividad todos los años, pero con el problema de la sequía que afecta a todo el país, el grupo se solidariza y como una empresa socialmente responsable se hace presente, lo que los vecinos y en la comuna agradecemos”, manifestó el edil.

02101

Escalante, además demuestra su satisfacción que empresas como Lufussa todos los años se hace presente para ayudarnos a resolver esta problemática, ya que gracias a la familia Kafie los habitantes de nuestro municipio no sufren con este cambio climático”, reveló, al tiempo que invitó a otras empresas a replicar esta acción.

LUFUSSA MAYOR APORTANTE FISCAL

Además Lufussa es uno de los mayores aportantes en impuestos en la alcaldía. “Eso es de destacarlo ya que aparte de que apoya mensualmente con los impuestos de sus servicios de operaciones, también emprenden proyectos comunitarios que benefician a los hondureños que vivimos en la zona sur”, finalizó Castillo.

Ante la crítica situación ocasionada por el cambio climático denominado El Niño, la unidad de la familia hondureña es fundamental, es por eso que Lufussa como empresa socialmente responsable, distribuye el vital líquido con tanques o cisternas de almacenamiento para agua, esta se distribuye llenando pilas o drones, directamente en los hogares.

Tomado de: La Tribuna