La industria de la caña de azúcar de Honduras a través de su fundación, FUNAZUCAR, inaugura las clases de su proyecto educativo Alfazucar y hace entrega de kits de libros y materiales a más de 450 estudiantes becados a nivel nacional.

Funazucar, con el fin de acercar el conocimiento a la población más vulnerable y brindar nuevas oportunidades educativas a los jóvenes y adultos con rezago escolar, implementa desde el 2008 en sus comunidades de influencia su proyecto Alfazucar, el cual brinda a los participantes oportunidades educativas de alfabetización, educación básica y bachillerato.

Durante el 2019 en la zona sur del país se estarán beneficiando a 164 estudiantes de las comunidades de Pintadillo, Granada Abajo, Granada Arriba, Pabellona, Los Mangles, Las Tijeras y Palenque, a quienes también se les hizo entrega de kits de libros y materiales con el fin de optimizar su experiencia de aprendizaje.

“Como Funazucar sabemos lo importante que es apostar en la educación para generar desarrollo sostenible, es por ello que este año estamos invirtiendo un millón de lempiras en nuestro proyecto Alfazucar, estaremos beneficiando directamente a 454 estudiantes de 18 diferentes comunidades del país”, expresó Elsa Osorto, directora ejecutiva de Funazucar.

Con el proyecto Alfazucar, desde el 2008 se han logrado alfabetizar alrededor de 43 mil personas a nivel nacional.

La historia de FUNAZUCAR comienza en el año 2005, como una iniciativa de los miembros de la Asociación de Productores de Azúcar de Honduras (APAH) para coordinar los proyectos de responsabilidad social de la Agroindustria Azucarera de Honduras.

En la inauguración de este proyecto educativo se entregaron kits a estudiantes becados por la organización.