OPC

Con la primera fase del Muelle 6 finalizada, el pasado 24 de julio arribaron a la terminal de contenedores de Puerto Cortés las 2 primeras grúas Súper Post Panamax. Las mismas forman parte del equipamiento de la nueva obra, y su costo sobre pasa los USD $25 millones.

De acuerdo a Mariano Turnes, Director General de Operadora Portuaria Centroamericana (OPC), con la llegada de las nuevas grúas, únicas en la región, Puerto Cortés podrá recibir buques de mayor tamaño, con lo que se logrará incrementar la capacidad operativa de muelle en la terminal en un 50 por ciento, aumentando la productividad y consolidando el liderazgo del puerto en el istmo.

Turnes indicó que la capacidad actual de los muelles operados por OPC para atender buques portacontenedores, carga general, pasajeros y militares asciende en TEUS a 950 mil unidades anuales.

Por su parte, David Penedo, Gerente de Operaciones Senior de OPC, comentó que con la llegada de las grúas se estarán iniciando las operaciones del nuevo muelle. “Tanto las obras de dragado, como la construcción del muelle 6, ya se encuentran finalizadas en esta primera etapa. Esperamos iniciar operaciones a finales de agosto o principios de septiembre”.

Penedo explicó que se necesita aproximadamente un mes para descargar las grúas e iniciar operaciones, ya que hay que realizar ajustes y calibraciones para que el equipo funcione de manera óptima.

“Con lo anterior, se confirma que los tiempos de construcción y entrega de equipos establecidos se han cumplido correctamente, trabajando bajo estrictos controles de calidad en cada etapa de la obra, logrando alcanzar este hito en tiempo y forma”, agregó Penedo.

El Gerente de Operaciones Senior también señaló que, en la actualidad, los buques que visitan la región del CA4, incluyendo Puerto Cortés, son de menor envergadura, como los Panamax, ya que la infraestructura regional no permite recibir naves más grandes. Es por esto que la inversión realizada por OPC en Puerto Cortés representa una transformación cualitativa en las condiciones portuarias de Centroamérica, equiparándose a los puertos más avanzados del mundo. 

Para Penedo, el cambio en las flotas de buques que operan en la región se irá produciendo paulatinamente, así como ha sucedido en otras regiones del mundo, producto de los beneficios que ofrecen obras como las que se están construyendo en Puerto Cortés. 

“Con la llegada de las grúas Súper Post Panamax y la construcción del muelle 6, la terminal posibilitará el atraque de buques de hasta 320 metros de largo y 50 metros de manga, buques nunca antes vistos en la región, explicó Penedo.

Mariano Turnes agregó que a la fecha OPC ha invertido más de USD $100 millones en infraestructura y equipamiento en la Terminal existente, con el nuevo muelle 6 la inversión sobrepasará los USD$ 240 millones.

Turnes finalizó diciendo que, con esta inversión, Puerto Cortes será el Puerto del CA-4 con mayor capacidad y tecnología, sin ninguna restricción para atender buques de gran envergadura, generando eficiencias y un impacto directo en los costos del transporte a lo largo de la cadena logística de la región, lo que al final generará beneficios a los importadores, exportadores y al consumidor final, promoviendo con ello el desarrollo económico regional.

Cuando la segunda fase del muelle esté finalizada en el año 2023, Puerto Cortés contará con 200 metros adicionales de nuevos muelles, totalizando 550 metros, una profundidad de 15.5 metros, seis grúas súper post Panamax y capacidad para movilizar 1.8 millones de TEUS anuales (capacidad de carga de contenedores).

Cuando la segunda fase del muelle esté finalizada en el año 2023, Puerto Cortés contará con 200 metros adicionales de nuevos muelles, totalizando 550 metros, una profundidad de 15.5 metros, seis grúas súper post Panamax y capacidad para movilizar 1.8 millones de TEUS anualeS (capacidad de carga de contenedores).

Los barcos de la clase Panamax son aquellos diseñados para ajustarse a las dimensiones máximas permitidas para el tránsito por las antiguas esclusas del canal de Panamá y sigue siendo una medida determinante para buques.

Los barcos de la clase Panamax son aquellos diseñados para ajustarse a las dimensiones máximas permitidas para el tránsito por las antiguas esclusas del canal de Panamá y sigue siendo una medida determinante para buques.